0 elementos

Estando en Helsinki, la capital de Finlandia y también el país donde nació la cultura de la sauna, no pude dejar de ir a Löyly, una de las pocas saunas públicas del país y, sin duda, la más atractiva desde el punto de vista arquitectónico. Está encaramada en la costa, yo fui a pie desde el centro, unos 30 minutos caminando, mejor dicho paseando porque aproveché para conocer una parte de la ciudad donde no acostumbran a pasar los turistas. Löyly significa el vapor que sale de la estufa de la sauna y ahí hay mucho.
La impresionante estructura del edificio que juega con diversas terrazas a diferentes alturas, es realmente espectacular:

La construcción toma la forma un gran auditorio al aire libre y es perfecto para la observación de actividades náuticas o sólo para tomar una copa al ritmo del DJ residente.
Creado por Avanto Architects para el famoso actor finlandés Jasper Pääkkönen quien es el propietario. El proyecto partió de la iniciativa de la ciudad de Helsinki. Hernesaari es una antigua zona industrial en la orilla del mar que se está convirtiendo en una zona residencial, está rodeado de edificios modernos y al mismo tiempo todavía encontramos antiguas naves que ahora se reconvierten a otros usos.
En realidad Löyly cuando se accede al impresionante edificio está dividido en dos partes: a la derecha el restaurante, a la izquierda las saunas.
Primero os comento un poco sobre el edificio que fue lo que me llevó a mi a visitar Löyly: desde el exterior, se asemeja a una montaña geométrica hecha de listones de madera. Por las fotos que he visto en su web y en su instagram, la madera al principio era madera clara, ahora mismo, la madera es oscura, del paso del tiempo. La arquitectura interior es de Joanna Laajisto. La madera utilizada es abedul prensado, pegado y ligeramente tratado térmicamente, una innovación finlandesa sostenible hecha de materiales sobrantes de la industria de la madera contrachapada que normalmente se quema para producir energía. Así es como los residuos se convierten en un bonito material reciclado.
La zona de saunas tiene una pequeña recepción donde te dan una toalla grande, una tela más pequeña (pensada para poner en el banco de la sauna y sentarte encima) y una llave para tu taquilla en el vestuario.
No dan chancletas, recomiendo que os traigáis vuestras propias chancletas o cangrejeras pues no me gustó nada el tener que caminar por un suelo bastante mojado y no vi a nadie limpiando.
Se recomienda duchamos antes de utilizar las saunas:
Una vez nos hemos cambiado -obligado llevar bañador- encontramos una zona de lounge con una chimenea preciosa, asientos y tumbonas y vistas espectaculares:
Después encontramos dos saunas: una sauna de humo tradicional, una verdadera rareza en una sauna urbana, es muy oscura y caben unas 15 personas. No tengo foto por motivos obvios.
Y otra de madera y con vistas al mar báltico:

Hay una tercera sauna que se puede privatizar y estaba ocupada cuando yo estuve.
Los atrevidos pueden nadar en el mar -en invierno también pues agujerean la capa de hielo- pero os digo que la temperatura del agua a finales de Julio 2022 era de 15 grados. Lo dicho, sólo para los más atrevidos y yo no cuento entre éstos.

El precio son 21€ por dos horas.
Para el restaurante se diseñó un minimalismo nórdico con unos enormes ventanales y una plataforma elevada para el área de la barra que divide el espacio en dos áreas diferentes.

Las vistas son espectaculares claro.

El restaurante es self-service, y todo lo que sirven es ecológico. Su sopa de pescado es famosísima y no dudé en pedirla:


También tienen su propia cerveza, o sea que son unos cracks:
Un lugar fabuloso y una experiencia única. Conviene reservar antes de ir, online como yo hice perfectamente.
Aquí podéis ver todas mis fotos de Löyly
Gracias a Travelwifi estoy conectada en todos mis viajes, yo utilizo un hotspot y así no voy pidiendo el wifi en cada rincón.
En este link podéis leer mis sugerencias de hoteles para todos los presupuestos en Helsinki
Aquí podéis leer mi experiencia completa en el Hotel U14 
Linkad aquí si queréis leer sobre las mejores cafeterías y pastelerías de Helsinki
La Biblioteca Oodi es una de las más fabulosas que habréis visto, un concepto totalmente diferente, aquí os lo explico.
Os comparto aquí cuáles son las obras más importantes del arquitecto Alvar Aalto que tenéis que visitar en Helsinki
Si os gusta el diseño, tenéis que conocer estas marcas finlandesas que os encantarán, linkad aquí
Si miráis #GraupixHelsinki en todas mis redes sociales, podréis ver más fotos y comentarios